Llevo un tiempo queriendo añadir valores a la cartera relacionados con actividades que pueden ser moralmente dudosas, ya que aunque no suelen ser tan populares en cartera como otras debido a la moralidad de cada uno, no tienen porqué ser ni mejor ni peor empresas que otras más convencionales. Estamos hablando de tabaco, alcohol, armamento, casinos, juego, CBD, etc, …

Con los últimos avances en legalización de Cannabis y productos de CBD le he estado echando un ojo a este tipo de empresas, mayormente americanas y canadienses, pero no hay nada que me haya llamado la atención específicamente, hasta toparme con Altria.

Altria (MO) es una de las tabacaleras más grandes del mundo, centrada actualmente en el público norteamericano, adquirió parte de varias compañías el año pasado (JUUL y Cronos Group) para expandir linea de productos.

Pros:

  • Posee el 45% de Cronos Group (Cannabis).
  • Tiene tabaco (Philip Morris USA, fueron la misma empresa en el pasado pero se separaron para proteger el negocio internacional del alcance de los acuerdos judiciales cuando la demandas millonarias contra el tabaco, a grandes rasgos MO vende en USA y PM en resto del mundo el mismo catálogo de marcas, ex: Marlboro).
  • Adquirió el 35% de JUUL (cigarrillos electrónicos y vape).
  • Tiene alcohol (vino y cerveza en USA) lo que le daría acceso a bebidas de infusión de cannabis. En este sentido dudo que se meta en nada hasta que no sea legal a nivel federal, para aprovechar las economías de escala.
  • En 2019 sube el dividendo trimestral de 0.80$ a 0.84$ y se convierte en Dividend King (50 años consecutivos subiendo el dividendo o más).
  • Buenos márgenes, buen dividendo, consumidores fieles… aunque tienen alta deuda.
  • Mediante JUUL tiene acceso a parte del mercado del sudeste asiático (Corea del Sur, Indonesia, Filipinas, y China)
  • Han autorizado $1 billion share buyback program, que debe completarse a finales de 2020. La compañía recompró 3.7 millones de acciones en Q2 a un precio medio de $52.93 por acción, con un coste total de $195 millones.
  • IQOS: Aunque sigue siendo tabaco es un negocio algo distinto que les dará más ingresos por unidad. Aunque implica más gastos de desarrollo y promoción, estos por defecto son muy bajos en el tabaco tradicional ya que tienen prohibido anunciarse en medios.
  • JUUL: Parece haber un 30% de tasa de conversión en la gente que usa tabaco electrónico hacia el tabaco tradicional.
  • JUUL: Les abre el mercado a infusionar CBD en otros productos, por ejemplo bebidas.

Contras:

  • La adquisición de JUUL parece que no ha sido muy bien valorada. Según Morningstar: “We are lowering our stewardship rating to Poor from Standard in light of the unjustifiable valuation paid for JUUL. The $12.8 billion investment valued the vaping competitor at a whopping $38 billion, or 40 times sales and 150 times EBITDA”
  • El CEO se retiró en Abril de 2020 y anda recuperándose del COVID-19.
  • En tendencia bajista desde 2017.
  • La tasa de fumadores es en general decreciente (matas a tus propios consumidores), sumado a una ola populista de prohibiciones que afectan al producto.
  • Debido a las adquisiciones de 2019 se ve una clara erosión de equity, que es reducida a la mitad.
  • Aunque Trump comentó que no estaba en contra del producto, existe la posibilidad de una prohibición federal al vapeo, lo que podría hacer que la adquisición de JUUL fuera nefasta.
  • Pese a ser una empresa que podríamos considerar defensiva en circunstancias normales (ahora mismo con todo cerrado debido al virus, es más probable que parte de la renta disponible del cheque de $1200 vaya hacia tabaco que a renovar el iPhone) el COVID-19 se ha centrado en matar miles de fumadores alrededor del mundo.

Cada jugador en la industria del tabaco parece afrontar el futuro de una manera diferente. Por ejemplo BTI se centra en cigarrillos putos, mientras que PM está moviéndose hacia Reduced-Risk-Products a la vez que mantienen el modelo tradicional. MO por su lado usa el cashflow para adquirir compañías que le permitan diversificar en un holding de alcohol, tabaco, CBD, etc, …

Estudios han concluido que aproximadamente el 23 % de las personas de 18 a 34 años (la demografía más grande en los Estados Unidos) usa algún tipo de producto que contiene nicotina, esencialmente el mismo nivel que en 1990, e incluso así, puede que se le esté dando demasiado valor al declive del consumo en Estados Unidos y Europa. Muchos consumidores provienen de países sin desarrollar donde la población está creciendo rápidamente.

Por ejemplo África dobla su población cada 20 años, la compañía BTI tiene el 78 % del mercado mientras que Philip Morris está entrando poco a poco en los últimos años. Ahora mismo, sólo este mercado tiene más potencial de crecimiento que el que tenemos actualmente en Europa. Entre el potential de expansión de África y Asia, y el cannabis legal en Estados Unidos y Europa, la industria el tabaco parece que aún no está muerta 

Algunas notas extras de como está el tema CBD y como afecta a Altria:

  • Competencia ( sí sí, competencia como el camello de la esquina) : Por ejemplo en Canadá el cannabis legal cuesta el doble que el ilegal, la maría médica ronda los $280 – $450 la onza (29 gramos) mientras que la recreacional son $500+. El mercado y empresas legales solo parecen haber absorbido alrededor del 20% del “mercado” que se le atribuye a la calle.
  • En USA hay una gran diferencia legal entre estados. Cada estado puede decidir si permitir o no la venta de cannabis, así como la distinción entre médico y recreacional. Es decir un estado puede permitir uno, el otro, ambos, o ninguno, cambiando la quota de mercado y hace que seguir la legislación y potencial quota de mercado no sea fácil.
  • Si se legalizara a nivel federal, las compañías podrían mejorar costes de escala, pero por ahora parece ni ser grande ni ser pequeño es óptimo.
  • Debido a el riesgo de demanda, si quieres cubrir el mercado global debes adquirir más de una empresa, por ejemplo MO y BTI, o MO y PM para cubrir el mercado Americano y Europeo. Esto también te cubre en caso de cambios regulatorios que solo afecten a USA.

En definitiva: Personalmente creo que es una buena compra para tener en una cartera de dividendos a largo plazo, no solo por el alto yield ( 8.74% cuando escribo esto ), sino también posición de mercado, fundamentales sólidos, y es un producto adictivo, barato de producir, y defensivo, donde reducciones de renta disponible que pueden darse durante la situación actual no se transfieren a la demanda. Si su apuesta por JUUL y Cronos sale bien, veremos como Altria se mueve de la fase de estancamiento a una nueva fase expansiva, en caso contrario podemos revisar el valor de nuevo y ver si los fundamentales se han erosionado.

Leave a Reply

%d bloggers like this: